¿Cómo recortar fotos en MacBook Pro?

September 04

7 min. to read

Recortar una foto puede cambiar su aspecto de manera muy notable: con ello puedes mejorar su composición.

No importa cuán experto seas en fotografía o cuánto tiempo te tomes para componer tus fotos con la cámara, a veces es necesario

recortar las fotos. Las razones para hacer esto podrían ser muchas. Puede ser que quieras un aspecto diferente para tu imagen cuando la ves en una pantalla más grande, o que tengas que recortarla para publicarla en una plataforma de redes sociales como Instagram. Los objetos no deseados en las imágenes es otra gran razón para recortarlas, algo que puede suceder si tomaste la foto sin tener el tiempo para componerla correctamente.

Cosas que recordar al recortar

Recortar una imagen es posiblemente la cosa más fácil que se puede hacer con cualquier editor de fotos, pero hay aspectos importantes que se deben de tener en cuenta antes de seguir adelante y cortar partes de las fotos.

Ten en cuenta la relación de aspecto que tendrá tu imagen final. Es mejor recortar las imágenes en una de las proporciones de aspecto estándar para que se vean naturales incluso después de haber sido recortadas. Esto no sólo depende de la resolución de tu imagen, sino también de lo que estás tratando de mostrar en la foto. Algunas fotos se ven mejor en una composición cuadrada, otras se ven mejor en una vista panorámica.

No recortes más de lo que permite la resolución de tu imagen. El número de megapíxeles de una cámara no es una prueba definitivo de la calidad de la imagen, pero te dice cuánto puedes recortar en las fotos sin convertirlas en un desastre.

Cómo recortar fotos en un MacBook

Los portátiles MacBook de Apple son de lejos algunos de los preferidos para los fotógrafos. Su estabilidad y gran número de impresionantes aplicaciones de edición de fotos los convierten en una gran opción tanto para los fotógrafos entusiastas como para los profesionales. Si también utilizas un MacBook o un MacBook Pro para tus necesidades de edición de imágenes, aquí te mostramos cómo puedes recortar fácilmente tus imágenes de la manera que quieras:

  • Usa las aplicaciones integradas

En primer lugar, las propias aplicaciones de Apple vienen a la mente cuando se habla de recorte de imagen en un MacBook. Simplemente abre tu imagen en Vista previa, haz una selección en tu imagen y ve a Herramientas - Recortar. Tu imagen se recortará al instante, manteniendo las áreas que seleccionaste en el paso anterior y eliminando todo lo demás.

La nueva aplicación Fotos de Apple también es un editor de imágenes bastante impresionante. Aparte de contar con capacidades de edición RAW y características como la corrección de color, también puede recortar tus imágenes. También te permite enderezar tus imágenes mientras recorta las porciones adicionales automáticamente. También puedes recortar y enderezar manualmente tus imágenes si así lo deseas.

  • Usa Photoshop para un mejor control

Puedes recortar tus imágenes en Photoshop de Adobe si deseas un poco más de control sobre el resultado. Recortar una imagen es simple; todo lo que tienes que hacer es seleccionar la parte a recortar después de hacer clic en la herramienta Recortar y pulsar Intro. Puedes escribir una relación de aspecto personalizada, cambiar la cuadrícula que se superpone en la selección y también modificar la resolución de la imagen después de recortarla.

  • Utiliza Luminar para obtener el mejor equilibrio

Si bien Photoshop te da un control total sobre tus imágenes mientras recortas, la verdad es que usar un programa tan pesado podría ser demasiado si todo lo que necesitas hacer es recortar rápidamente tu imagen. Para obtener el mejor equilibrio entre la facilidad de uso y las opciones de nivel profesional, utiliza Luminar de Skylum. Te proporciona herramientas fáciles para recortar tus fotos, junto con múltiples relaciones de aspecto. También puedes enderezar las fotos mientras recortas, e ingresar manualmente cualquier relación de aspecto que quieras usar.

Es posible que desees recortar tus imágenes en muchas ocasiones, y hay muchos programas de software que puedes utilizar en tu MacBook Pro para hacerlo. Solo recuerda que, a menos que sea necesario para fines creativos, una imagen recortada que se vea «recortada» no siempre da los mejores resultados. Ten en cuenta la importancia de la relación de aspecto en la que se están recortando las imágenes y la composición general de las imágenes resultantes, y estarás listo para comenzar.